El cambio de Giampaolo a Pioli en el banquillo del Milan ha dado otra cara al equipo, es cierto, pero los resultados no lo reflejan, y eso al fin y al cabo es lo más importante. Por eso Pioli cambió cosas y nombres en sus últimos partidos, como por ejemplo colocar a Duarte de lateral derecho, jugar con Bennacer en el pivote o poner a Castillejo antes que a Suso en la derecha.

Y como siguen sin llegar los resultados, Pioli ha decidido que lo va a cambiar radicalmente el sistema, y es que Goal Italia apunta a que ya está trabajando un cambio al 3-4-2-1. El ex entrenador de la Fiorentina ha probado con Duarte y Ricardo Rodríguez como acompañantes de Romagnoli en defensa, Conti y Theo en los carriles, Bennacer como fijo e intercambiando en su acompañante con Biglia y Kessié, y arriba Paquetá y Calhanoglu jugando por detrás de Piatek. Desde luego que lo revolucionaría todo.