Antonio Conte no dudó en volver a pedir refuerzos en el mercado de enero tras la derrota ante el Borussia Dortmund en Champions League. El italiano apunta a una plantilla descompensada y a una serie de errores en la planificación, de los que también él fue partícipe.

Por ello, según ‘La Gazzetta dello Sport’, uno de estos posibles movimientos que prepara el Inter en enero es Olivier Giroud, delantero francés de 33 años que milita en el Chelsea y ya entrenó a las órdenes de Antonio Conte. Este futbolista ya ha sido contactado por la directiva del Inter. El año pasado fue un futbolista clave para Sarri, máximo goleador y protagonista de la victoria en la Europa League. Este año, sin embargo, con Lampard, apenas ha jugado 211 minutos.

En las últimas semanas ha habido contactos con el agente del jugador, que estaría encantado de probar una experiencia en Italia. El problema es, sin duda, el salario del francés: 8 millones por temporada. Su contrato con el Chelsea termina en junio de 2020.