La temporada de la Lazio es impecable. Los de Simone Inzaghi no pierden en Serie A desde el pasado mes de septiembre, y desde entonces suman 19 victorias y únicamente 4 empates. El equipo biancocelesti se ha convertido en candidato claro a pelear el Scudetto con Juventus e Inter.

Simone Inzaghi habló tras el partido ante el Inter:

El partido. «Naturalmente, sabía que Manuel Lazzari y Tucu Correa serían dos muy buenas opciones para salir desde el banquillo. Jugamos muy bien contra un equipo fuerte que había perdido solo una de las primeras 24 jornadas de esta temporada. Mantenemos un ritmo notable, jugamos un gran partido esta noche y estábamos tan convencidos de que ganaríamos que permitimos algunos contraataques al Inter en la primera mitad. En el descanso, les dije a los muchachos que si seguíamos jugando así, con una pizca más de calidad en el pase final, podríamos cambiar esto y ganar el partido».

Falta de presión. «Inevitablemente, la falta de presión es una gran ayuda, pero vi a los muchachos un poco ansiosos en el entrenamiento esta mañana y les dije que no se preocuparan, ya que solo tenían que hacer lo que preparamos en el entrenamiento y todo saldría bien. Ha sido un proceso de crecimiento constante en los últimos cuatro años».

El Inter. «Lukaku y Lautaro han causado problemas a todos. Preparamos algunas marcas preventivas, manteniendo a Lucas Leiva en posición para proporcionar un escudo para la defensa, mientras que Luiz Felipe y Francesco Acerbi hicieron tan bien al presionar a los atacantes y asegurarse de que tuvieran menos impacto que en otros partidos. Miro las sesiones de entrenamiento con mucho cuidado».

Joaquín Correa. «Correa regresaba, tuvo una lesión en la pantorrilla, ayer tuve una duda y probé con Correa, pero esta mañana decidí sin problemas que era un buen partido para Caicedo. Antes de la lesión, Correa era imposible de quitar. Si puede demostrarme durante esta semana que está en forma al 100%, probablemente comenzará el próximo partido».