Si tuviera que elegir Alessandro Florenzi cuál es el año más complicado desde que es profesional junto al de la lesión, probablemente el italiano elegiría esta temporada. Su sueño como romanista siempre fue ser importante en la Roma, liderarla y ejercer como capitán pero la llegada de Fonseca truncó todo. Desde que el ex del Shakhtar se hizo con las riendas del equipo, contó antes con Zappacosta, Santon, Spinazzola o incluso después con Bruno Peres antes que con el capitán, lo cual acabó provocando su salida.

Su llegada al Valencia fue una victoria para los valencianistas tras el jugador negociar con muchos clubes italianos, de hecho los chés le ganaron la batalla a la Atalanta y a la Fiorentina por él. Aún así, no ha dado el rendimiento esperado por el momento. Florenzi ha salido expulsado, lesionado o cambiado cuando ha jugado, y Daniel Wass, un mediocampista reconvertido a lateral, ha seguido haciéndose con el puesto.

Según Héctor Pérez, periodista que cubre al Valencia CF, los valencianistas no cuentan con Correia, está muy difícil que Florenzi continue y Piccini ha mostrado su intención de continuar en Mestalla. Por tanto, si la Roma y el Valencia no quieren a Florenzi, tendrá que buscarse destino el italiano para tener opciones de ir a la EURO 2021.