El Inter de Milán se está haciendo un auténtico equipazo. Ya fichó a Christian Eriksen en enero, blindó su centro del campo el pasado verano con Sensi y Barella, ha explotado a su central más prometedor, Alessandro Bastoni, y ha conseguido mantener momentáneamente a Lautaro Martínez. Pues a eso hay que sumarle el fichaje de Achraf Hakimi.

Achraf Hakimi firma por el Inter hasta 2025 con un contrato de 5 millones de euros por temporada. El carrilero marroquí ha sido una de las grandes sensaciones de la temporada en Europa, pero tampoco le ha salido muy caro al equipo italiano. Los ‘nerazzurri’ han pagado al Real Madrid 40 millones de euros por su fichaje y se pueden añadir otros 5 en variables. Y es que al final es un gran refuerzo para Conte en una de las posiciones que más lo necesitaba, el carril diestro, ahí donde cuenta con Candreva y Moses, y se decepcionó con Valentino Lazaro.