La Roma sigue mirando de cara a la temporada que viene estudiando el mercado y sus oportunidades. El problema de este mercado de fichajes que vaya a hacer es que están pendientes de la venta del club de James Pallotta a los Friedkin, algo que se ha alargado mucho y podría entrar ahora en su fase final. Por lo que mientras, entre las pérdidas de la pandemia provocada por el Covid y que la venta del club se mantenga en el aire, se hará difícil desembolsar mucho dinero.

Por ello, desde la dirección deportiva romanista están buscando las opciones más baratas para Paulo Fonseca sin perder la sintonía de crear un equipo competitivo. Y la consecuencia de todo esto es que se compliquen fichajes como el de Chris Smalling. Según Corriere dello Sport, el Manchester United pide 20 millones de euros fijos más 5 en variables, cifra que no quieren pagar los italianos, quienes no suben de 15 millones de euros. Por ello, ya se comienzan a fijar en un fichaje como el de Pedro Rodríguez -que parece hecho-, y el nombre es Jan Verthonghen, quien llegaría gratis tras quedar libre del Tottenham.