Nueva fecha para el Juventus – Napoli, un partido que parece condenado a no jugarse nunca. Tanto la Juventus como el Napoli tenían buenas razones para posponer su choque de la Serie A, y ambos clubes acordaron la fecha del 7 de abril para disputar el encuentro que está pendiente de la primera vuelta de campeonato.

Originalmente, el juego estaba destinado a jugarse en Turín en octubre, y se suspendió debido a casos de COVID en Napoli, lo que provocó una prohibición de viaje. Después de una serie de veredictos legales, finalmente se confirmó que el partido seguiría adelante y estaba programado para el 17 de marzo. Sin embargo, ayer la Lega Serie A anunció que ambos clubes habían pedido que se pospusiera nuevamente para el 7 de abril.

El diario ‘Il Mattino’ explica por qué este cambio de fecha le conviene tanto a la Juventus como al Napoli, cuyos horarios se han abierto ahora tras la eliminación de Europa. El Napoli habría tenido tres partidos consecutivos a domicilio contra Milan, Juventus y Roma en siete días durante un período en el que la crisis de las lesiones todavía pesa mucho en el equipo. Esta demora también permitirá a la Juve descansar y sacudirse la tensión de su impactante salida de los octavos de final de la Liga de Campeones a Porto.

Por otro lado, ese mismo 17 de marzo ya se juega un Torino – Sassuolo aplazado por Covid-19 y un Bayern – Lazio de Champions League por lo que las parrillas televisivas italianas agradecen tener un día para dedicarlo únicamente a este partido.