El Atlético de Madrid se llevó los tres puntos de San Siro ‘in-extremis’. Los hombres de Simeone pelearon, esperaron y encontraron su oportunidad. Enfrente un Milan que trabajó muy bien durante todo el encuentro, que fue mucho mejor en la primera mitad, pero que se vio condicionado por la expulsión de Kessié y acabó perdiendo al final, lo que le complica el grupo.

Stefano Pioli, técnico del Milan, analizó el encuentro en rueda de prensa y quiso acordarse del árbitro: «No creo que haya sido la mejor noche para el árbitro… Nos han penalizado un poco. La inferioridad nos obligó a jugar otro tipo de partido, después de la expulsión hubo muchas dificultades. Estuvimos cerca de lograrlo, lo sentimos». E insistió: «¿Arbitraje? No solo la expulsión y el penalti… Pero hay que pensar en las cosas buenas que se hicieron en el 11vs11. El sufrimiento, apretando los dientes… Perdimos por poco, es una pena».

Por último habló sobre el partido: “Jugamos bien en paridad numérica, con ritmo y calidad. Hemos materializado menos de lo que hemos creado. Somos un equipo competitivo, pero el nivel es muy alto y tenemos que estar dentro de los partidos noventa minutos. Hemos gastado mucho, pero recuperaremos nuestras energías, tanto físicas como mentales. A partir de mañana pensaremos en Atalanta».