Malas noticias en el Tottennham. El entrenador italiano Antonio Conte enfermó recientemente con fuertes dolores abdominales, explica el club en un comunicado. Tras un diagnóstico de colecistitis, será operado para extirparle la vesícula biliar hoy (miércoles) y regresará después de un período de recuperación.

También se enviaron los mejores deseos de todo el club, que llegaron directamente a través de Twitter junto con el comunicado de su inminente intervención.