El Inter corre el riesgo de perder a su gran promesa

El Inter corre el riesgo de quedarse sin su mayor promesa: Sebastiano Esposito. Según informa el periodista Gianluca Di Marzio, la Atalanta no se rinde y continúa los contactos con el Inter para hacerse con el joven delantero. Como se dijo en los últimos días, la de Bérgamo son la solicitud más seria y concreta para el delantero nacido en 2002, en el que el interés es muy fuerte por equipos de Serie A y Serie B, sobre todo para conseguirlo en calidad de cedido.

La Atalanta, en cambio, quiere algo más. El proyecto técnico del cuadro de Gian Piero Gasperini convence al Inter y al jugador, y el técnico está impresionado por la joya de los Nerazzurri. Entre los dos clubes se busca el acuerdo correcto entre oferta y demanda.

El Inter, por su lado, no está interesado en perder los derechos del delantero, y en caso de traspasarlo incluiría una opción de re-compra. De momento, no obstante, el contrato de Esposito termina en junio de 2022 y ha rechazado las ofertas realizadas por el Inter, solicitando al menos cobrar más de un millón de euros por temporada.

 

El Inter de Milán ya trabaja en la renovación de Sebastiano Esposito

Sebastiano Esposito es una de las grandes joyas de la cantera del Inter de Milán. La mayor joya, posiblemente. Antonio Conte decidió dejarlo sin Mundial sub17 tras la lesión de Alexis Sánchez, reclamándolo para el primer equipo del Inter estos últimos meses de 2019.

Ya había debutado, es cierto, pero en su estreno en Champions League, ante el Dortmund, dio muestras de que el jugador quiere más. Provocó un penalti tras una fantástica carrera con Hummels. Ahora, el Inter trabaja en su renovación, con el objetivo de blindarlo y aumentar su vínculo con el club, que ahora mismo dura hasta junio de 2022. En cuanto cumpla los 18 años, informa ‘Corriere dello Sport’, el Inter le presentará una nueva oferta.

Giuseppe Bergomi, una de las grandes leyendas del Inter, ha abalado al joven delantero: «A esa edad no te das cuenta y solo más tarde entenderá la grandeza de lo que ha vivido. Pero él es un chico responsable, que quiere crecer. Y luego está en las manos adecuadas, las de Conte. No acusó el impacto de San Siro: ¿Viste cómo resistió el cuerpo a cuerpo con Hummels?».